Blog

Llevar a cabo una junta productiva, flexible y ágil, es tarea que cualquier líder   organización debería de saber, sin embargo, pocos son quienes tienen claro que tiempo no es sinónimo de resultados y que el exceso de reuniones deriva tiempo extra que los colaboradores destinan al trabajo.
La captación y retención de talento, es un reto para las organizaciones, hoy en día los colaboradores buscan un equilibrio entre la vida laboral y profesional, lograr que se sientan identificados con la cultura de la organización y que sientan como propios los objetivos que se le marcan es cada vez más laborioso de conseguir.
Las actividades de todos involucran sencillos pensamientos, la lógica humana se apodera de un sinfín de acciones a realizar durante el día, pero resolver cuál es la que irá primero, cuál quedaría hasta el final y aquellas que sin urgir podemos reservar para un momento de holgura en las 12 horas habituales que están presentes en nuestras agendas mientras deliberadamente actuamos.
Tantas listas de tangibles e intangibles que pueden surgir al momento de iniciar un proyecto cotidiano, simplifican los recursos que se emplearán en algún momento del proceso. Todos ellos, esenciales para que se cumpla la tarea final. Aquí una de tantas listas que sólo el identificador es la esencia del emprendedor, del autor, del iniciador…